Es preciso erradicar la cultura sexista que propicia el acoso sexual

El acoso sexual es una clara expresión de las relaciones desiguales de poder de los hombres contra las mujeres, por lo que es preciso atender la cultura sexista y discriminatoria que está a su base mediante procesos adecuados y efectivos que permitan superar la naturalización del acoso sexual y otras formas de violencia contra las mujeres en el ámbito laboral, educativo o comunitario. El acoso sexual también puede interpretarse como violencia institucional, si quien la comete es un funcionario público o un representante del Estado en el desempeño de su cargo, tal es el caso del Viceministro de Justicia, Raúl Antonio López, al responder a una periodista, este martes 29 de agosto de 2017.

leer mas

Acoso sexual en el ámbito laboral

De acuerdo a una investigación realizada por ORMUSA sobre violencia laboral, el acoso sexual es toda conducta que amenace o vulnere el derecho de la mujer a decidir voluntariamente su vida sexual, comprendida en ésta no sólo el acto sexual sino toda forma de contacto o acceso sexual, genital o no genital, con independencia de que la persona agresora guarde o no relación conyugal, de pareja, social, laboral, afectiva o de parentesco con la mujer víctima (Art. 9 letra f LEIV).

 

leer mas